Mercedes Peña, acuarelas

A través de la acuarela estudio e interpreto las cosas que me hacen feliz.


miércoles, 1 de mayo de 2013

Desde la Buhaira


Ayer tarde me pasé por el taller de la Buhaira y, en completa soledad, ya que todos los compañeros se habían ido a pintar fuera, me dediqué a tomar este apunte desde la ventana. El cielo evolucionaba entre turbulencias tormentosas dejando pasar la luz de forma dramática, lo cual me ofrecía una ventaja para enfocar la iglesia del fondo. No pude entretenerme mucho y el resto lo resolví un poco a la ligera, como puede verse.

2 comentarios:

  1. Bueno Mercedes, aunque ya pude ver tu acuarela el otro día, ahora lo he podido hacer con más detenimiento. Destacaría el contraste muy conseguido entre el cielo y las palmeras y ese carmín que aviva todo el colorido de una tarde tormentosa, como dices. Saludos y ánimo.

    ResponderEliminar
  2. Gracias por tu visita Reyes y también por los comentarios. Como tú bien sabes, hay muchos detalles en una acuarela que pueden hacerla bella y atractiva, así como otros la pueden estropear. Siempre que realizo una, me doy cuenta de lo que alcanzo y de lo que no. Está en mi mente y en mi espíritu el objetivo final, la obra soñada, pero es necesario un trabajo más constante e intenso para alcanzarla.
    En fin, de momento, me conformaré con no desanimarme, practicar cada día y esperar el fruto de la constancia, que, como maestros que somos, sabemos que al final llega.

    ResponderEliminar